lunes, 13 de julio de 2009

El karma

Es curioso. Quizá que uno de los momentos más complicados de la carrera de Mark Webber en Fórmula Uno aconteció en el pasado invierno. Justo mientras en el departamento de diseño de Adrian Newey se daban los últimos retoques al modelo que le daría su primera victoria, Webber era atropellado por un todoterreno en una carrera benéfica que organizaba en su país. Pese a lo doloroso, la sensación no debía resultarle extraña al australiano, que podría escribir un libro sobre sus desgracias y entregarlo en tomos, ya que pocos se llevarían un ejemplar de semejante peso en única entrega.

Resulta difícil de discernir, pero el resurgimiento de Webber desde el infortunio de este invierno ha sido impecable. Empezando por una recuperación milagrosa con técnicas innovadoras hasta una sucesión de resultados espectacular para un piloto llamado 'irregular' en otra época. Quién sabe si ha sido el destino o seguramente, un nuevo modo de enfocar la vida, las carreras y lo que va más allá, pero desde este invierno, tal y como le pasó a Timo Glock en la segunda mitad de la pasada temporada o a Robert Kubica después de 'volver a nacer' en Canadá, Webber parece otro piloto en pista. Constante y seguro de sus posibilidades, hasta Baby Schumi parece en ocasiones mediocre al lado de este australiano.

Lo más positivo es que Red Bull, con la mejor pareja de pilotos de la parrilla, sigue progresando y tanto Sebastian como Mark parecen ganadores resueltos. La manera de ganar del '14' en Nürburgring ha sido soberbia, recuperándose se de un paso por el pitlane y ganando con mucha solvencia como si se tratara de un domingo cualquiera en una situación que parecía propia de ser su decimocuarta victoria hasta que el llanto de un caballero de 32 años ha dejado claro que era la primera.

Dichoso karma, parece empeñado en devolver a Webber todo lo que le ha quitado en este tiempo. Parece que también haría falta que mirara al otro lado del ring y se aplicara en ajustar cuentas con esos tipos que de blanco siguen liderando el campeonato. No creo que el karma acepte otra jugarreta en contra del timorato e inocente Rubens. Avisado estás, amigo Ross.

7 comentarios:

Jose María dijo...

Si Ferrari, Mclaren, Renault y cía consiguen evolucionar como para interponerse entre los Red Bull y los Brawn mundial habemus... pero el "karma" tendría que conseguir que la evolución no les permitiera robar puntos a los Red Bull con regularidad, porque de lo contrario la ventaja de Button es más que considerable...
Desde luego sería un excelente colofón para este desastroso año en los despachos que ganase el Mundial el mejor monoplaza de largo de entre los "legales"... y el de pilotos Webber leñe, que a la generación de los 70 nos quedan pocas opciones de ver a un contemporaneo ganando cosas :D

Ente dijo...

Los caminos del Karma son muy curiosos(que se lo digan a Earl, si no).

Ahora resulta que el peazo aparato del Sr. Brawn tiene tendencia al catarro y no va bien cuando hace fresco, o eso dicen.

Si es por el frío, se han acabado las preocupaciones de los ingleses, porque en Agosto, ni Hungría ni Valencia son lugares especialmente gélidos, y en lo que queda de campeonato, sólo en Spa puede volver a hacer fresquito.

El tema es si, como dicen algunos, el desarrollo de los Brawn se ha estancado un tanto respecto a sus rivales, y todos están reduciendo diferencias con respecto a ellos.

Saldremos de dudas en breve y veremos si hay o no hay Campeonato...

MFAL dijo...

Una victoria indiscutiblemente merecida, me ha alegrado mucho.

F-1 A.L.C. dijo...

Webber se ha comportado como un verdadero piloto este dia, quiero decir, como siempre.

hace tiempo que se merecia este primer lugar, pero las desgracias que lo precedieron (incluyendo ese exagerado drive-through) lo hacen más especial.

salvador dijo...

Era hora de que ganara Webber. Me alegró mucho.

Hiarbas dijo...

Felicidades Mck!

Webber por fin tiene su nombre inscrito en la historia de la F1, ganando con autoridad y pese a la sanción y en una carrera de desarrollo normal. Me alegro por el y por el equipo, un trabajo impecable.

Lo "malo" es que se acerca a Vettel peligrosamente....¿te llevaras tu los karmas apostados? En Hungria lo sabremos.

MAND dijo...

Desde luego que la historia de Webber es curiosa. Sobre un pedazo en el que dices que incluso hace que Vettel no parezca tan bueno, la verdad es que yo creo que a Vettel le falta un puntito aún para ser campeón, algo que Webber tiene, aunque al australiano le falte esa explosividad tanto en pista como mediática que el alemán enseguida consiguió. Y hasta hace un momento no había mirado la clasificación, y pensé que Webber estaba más lejos de Vettel, pero ya veo que no. Así que creo que el australiano y el alemán se pueden jugar el título. Va a estar emocionante.
Saludos.