martes, 20 de mayo de 2008

Saber renunciar





Firma invitada
José Ramón Galán, en Grand Prix

Felix Porteiro estaba en Spa. Suele acompañar siempre a Roberto Merhi en la Eurocup 2.0 en el papel de 'coach personal' del joven castellonense. Félix, hoy piloto oficial de BMW en el WTCC, es un ejemplo a seguir en el automovilismo nacional.

A finales de 2006, el pequeño de la saga Porteiro tenía ante sí dos opciones. Una, repetir en la GP2 con Adrián Campos, tenía el presupuesto para ello, y el beneplácito del 'team manager' alcireño, la otra opción era decir adiós a los monoplazas y aceptar la oferta que había hecho el BMW Team Italy-Spain para disputar el Mundial de Turismos. En otras palabras, mantener vivo el sueño imposible de la F1, o poner los pies en la tierra y tomar la vía del profesionalismo. Optó por esto último. Una decisión inteligente que ha cambiado su vida. Se acabó el tener que llamar a la puerta de patrocinadores con los que seguir en la rueda de los monoplazas, ergo de la F1, y comenzó el recibir un generoso cheque con muchos ceros a final de mes a cambio de sus servicios al volante.

Gracias al "boom" que ha experimentado el automovilismo en España en la última década, hoy nos encontramos con un puñado de pilotos que son rápidos y que poseen una sólida experiencia que, pasan los años, y siguen enfocados en una quimera llamada F1. De los diez pilotos que tenemos a día de hoy en WS y GP2, lo más probable es que llegue uno, o ninguno, a la F1. Esta afirmación es cruel, pero por desgracia, realista.

El mundo no se acaba en la F1. Se puede ser un profesional sin cumplir con ese sueño dorsal. Ahí están Oriol Serviá, Antonio García o el propio Felix. Todo piloto tiene que saber que llega un momento en el que hay que parar la máquina, meditar un momento, y reajustar el objetivo. Y el objetivo puede ser gastarse los últimos cuartos en una temporada en el DTM que puede convertirse en un volante de fábrica al año siguiente si se hace bien, o dirigir los pasos a Estados Unidos, a la F-Atlatic o a la Indy Lights, que puede lanzarte a un volante remunerado en la nueva Indycar al cabo de unos meses. Incluso ¿por qué no? hacer las maletas y marcharse a Japón a la Nippon, donde existen salidas profesionales, como la propia Nippon o el GT japonés.

A mi me encanta estar rodeado de pilotos españoles en todas las categorías que cubro. Con todos tengo una buena relación y por todos siento un aprecio especial. Pero preferiría verlos ganandose bien la vida en otros certamenes, antes que embistiendo año tras año contra los molinos de Don Quijote.

4 comentarios:

J. ARCE dijo...

El mundo del motor para el fan esporádico está demasiado centrado en la F1. hay gente a la que le hablas de pilotos de los 50 a los 80 que no corrieron en F1 y para ellos es como si no existieran. Incluso si no fueron campeones del mundo no existen. Moss, Ickx, Bellof, Stuck. Por no hablar de Nuvolari o Caracciola o Rosemeyer. Tienes razón: hay vida fuera de la F1. ¡Qué bonito sería ver correr en Le Mans a Scumy, Alonso y cía. en coches GT!

haru dijo...

En efecto. La meca del automovilismo hoy en día es la F1 y es la realidad por tecnología, mecánica, etc. pero parece que si no llegas ahí y además si lo haces y no triunfas, eres un fracasado en el mundo del motor. Por desgracia parece estar montado a propósito de esta manera por el fan del cuero y el látex a la vista de la poca cobertura televisiva de cualquier evento no relacionado con nuestra afición. La TV manda y la F1 es un negocio. Todo lo que pueda hacer sombra disgregando espectadores por las diferentes categorías es eliminado.
Por eso no te extrañe j.arce como muy bien comentas que para el neófito del motor muchos pilotos excelentes pasen totalmente desapercibidos, y en cambio a otros nos ilusione sobremanera ver p.ej. competir en GT a M.Gene.
Off topic también te diría que pasa lo mismo que con tu avatar. Un esporádico fan de la música ni tan siquiera sabría quién es el guitarrista en cuestión(R.H.B.)aún habiendo sido uno de los mejores de la historia.

Saludos a todos.

J. ARCE dijo...

No me puedo creer que me haya encontrado a alguien que conoce a Ritchie, aun cuando ha sido uno de los mejores y uno de los que más discos ha vendido. Después de 30 años escuchándolo aún me pone los pelos de punta.

McKormick dijo...

Yo no lo conozco. Ya tengo algo que buscar en lastfm esta mañana. Gracias por vuestros comments.. estoy muy de acuerdo con vosotros, ahora con la TDT y tal, no me pierdo una de WTCC (impresionante cada carrera), DTM o incluso la Nascar.. por post anteriores sabreis que soy un enamorado del Dakar, hable de lo de Gené y las Le Mans Series y os recomiendo repasar la entrada de 'Los Precursores' de la serie 'Grandes de la Historia' (link a la derecha), en la que se rindió un modesto homenaje a Nuvolari y cía.. salu2!